Partimos este recorrido desde Santiago de Chile y nuestro destino final será la capital peruana de Lima, cruzando el desierto de Atacama, el Altiplano boliviano y visitando las ruinas de Machu Picchu.

Esta ruta es larga, así que la puedes hacer toda por carretera o si lo prefieres algún tramo en avión. Pero en Latinoamérica no hay vuelos baratos low cost, con lo cual los gastos de viaje varían. Lo recomendable es hacerla toda por carretera y dedicarle más tiempo. 

De todas formas, en el mapa del final tienes marcados algunos de los aeropuertos que quedan en ruta por si te cansas de tantas horas en un coche o autobús... Pero si logras hacer el recorrido entero podrás ver todavía más lugares increíbles y tener más contacto con la población de estos territorios que sin duda te sorprenderá gratamente su carácter amable y acogedor.


Machu Picchu
Machu Picchu (Perú)


 1. Visita a Valparaíso y Viña del Mar.


Antes de sumergirse de lleno en el desierto, es totalmente recomendable dirigirse desde Santiago hacia el Océano Pacífico disfrutando del paisaje de viñedos típico de la zona central de Chile. 

Así podrás conocer la interesante ciudad de Valparaíso, considerado desde antiguo como el puerto de Chile y de Santiago. Esta ciudad es característica por su geografía urbana, sus casas de colores, sus calles en pendiente y sus históricos y llamativos ascensores urbanos

Además podrás ver la famosa y turística Viña del Mar y hacer una parada en las Dunas de Concón. Tres lugares que están próximos entre sí.


2. El desierto de Atacama: La ruta por la costa.


Prepárate para echar horas viajando por el desierto. Desde Viña del Mar hasta Antofagasta son 18 horas. Los buses son de dos pisos y no son excesivamente cómodos, pero sí son económicos y te dan el desayuno (vas a ir durmiendo por la noche) pero... tampoco es un gran desayuno que digamos. 

Lo mejor, sin duda es contemplar el paisaje desértico que en la mayor parte de esta ruta discurre al lado del mar. Date cuenta que es el mayor desierto costero del mundo y la sensación de viajar viendo a un lado el mar y al otro un desierto montañoso es único. ¡Imagínate despertar con un amanecer en esta zona del mundo!

El Desierto de Atacama es también el más árido del mundo, así que deberás ir bien preparado. Lo más famoso que visitar en el desierto chileno se encuentra en la zona San Pedro de Atacama, a unas 4 horas y media desde Antofagasta.

Salares, volcanes, géiseres y el Valle de la Luna, que lleva ese nombre por la sensación que da al viajero de encontrarse en aquel planeta. Lo más interesante son las excursiones que se realizan para ver por la noche el firmamento. Ya que el cielo tan despejado y libre de luminosidad hace de esta zona una de las mejores para observar las estrellas, de hecho aquí se encuentra uno de los observatorios más importantes del mundo.

Desierto Atacama Chile
Desierto de Atacama (Chile)



3. Cruzando el Altiplano: La ruta por Bolivia.


Desde Calama parten buses hasta Uyuni, pero debes informarte bien, ya que los horarios pueden cambiar debido al mal estado de las carreteras. Y la ruta es larga, unas nueve horas con el cambio de frontera entre Chile y Bolivia. El viaje merece la pena para ver el inmenso Salar de Uyuni, sin duda un paisaje único en medio del altiplano.  

Ya en Bolivia, de Uyuni a La Paz, son entre 7 y 8 horas de viaje en bus, aunque puedes combinar un tramo en tren. La Paz, capital de Bolivia, está situada a 3.600 m. de altitud, es famosa por sus líneas de teleférico.

Después de visitar la capital boliviana, el recorrido continúa hacia Perú parando en el Lago Titicaca, que es el lago más grande que se encuentra a mayor altitud del mundo, hazte con hoja de coca para masticar y combatir el mal de altura, ya que estarás a unos ¡3.800 metros!

Salar de Uyuni Bolivia
Salar de Uyuni (Bolivia)



4. El camino a Machu Picchu. El Valle Sagrado de los Incas.


Unas 7 horas en bus separan a Puno, pequeña ciudad peruana en la orilla del lago Titicaca, de CuzcoCuzco es una ciudad espectacular, muy turística, pero muy bien conservada y un ejemplo de arquitectura urbana de época colonial.

Desde Cuzco hay tres formas de llegar a las ruinas de Machu Picchu:

- 1: En tren. Es la forma más cómoda y rápida, pero también la más cara (muy cara). Te deja en Aguas Calientes (Machu Picchu Pueblo), justo al lado de las ruinas.

- 2: Caminando o en bici por el antiguo Camino Inca. Es la ruta más difícil, ya que el trazado completo es de 40 km. y no puedes hacerlo por tramos... a no ser que vayas de acampada.

-3: Contratar un tour en una VAN, que te deja a unos 10 kilómetros, y luego seguir a pie por el camino ferroviario hasta Aguas Calientes (Machu Picchu Pueblo). Es la opción más económica y también la más concurrida. Es la que hice yo, como la mayoría de la gente sobretodo joven, por lo que puedo analizar sus ventajas e inconvenientes.

Inconvenientes: es una ruta larga, necesitas un día para realizarla. ¿Por qué? Bien, por la mañana temprano sale la VAN, ¿esto que es? Un furgón que contratas para el viaje. Tú pagas tu plaza y en la VAN vais 6 o 7 personas dependiendo del tamaño. Esta VAN discurre por una carretera estrecha y llena de curvas durante ¡¡5 horas!! El paisaje es impresionante, te adentras en una espectacular área de montaña que hace de transición entre el altiplano y la selva peruana. Todavía no es selva, pero la vegetación es ya muy similar. 

Pero claro, con tanta curva, en el viaje te puedes marear. En mi caso el conductor iba tan rápido que tuvo que parar a petición de una persona que tuvo que salir a... tomar el aire y vomitar... En mi opinión, el conductor iba rápido porque llegó tarde al punto de encuentro y seguramente su jefe le obligaba a ser puntual en el destino. Así que hubo momentos en los que parecía que nos íbamos a caer por el precipicio...

Ventajas. Después de llegar sanos y salvos al destino tras 5 horas de un viaje movidito, tocó estirar las piernas y ponerse a caminar durante 9 kilómetros antes de que se hiciera de noche al pueblo. Y te estarás preguntando... ¿¿cual es la ventaja de todo esto?? Pues personalmente la ruta a pie me pareció una experiencia sencillamente inolvidable. 

Porque tu VAN no es la única que llega a Hidroeléctrica. A diario llegan allí decenas de ellas llenas de gente (joven y no tan joven), aunque nosotros debimos de ser los últimos en llegar. Entonces, todo el mundo se pone a caminar y el camino se realiza siguiendo el trazado de la via del tren que discurre por el curso fluvial del río .... Nunca irás solo, podrás conocer a gente de todas partes mientras caminas durante mas o menos  durante dos horas y el paisaje es increíble: naturaleza, montaña, río...


Camino Machu Picchu Perú
Camino a Machu Picchu (Perú)



5. Llegada a Aguas Calientes y subida a las ruinas.


El viaje no termina aquí. Queda lo mejor, visitar las ruinas de Machu Picchu y para los más valientes subir a Hwaina Picchu (la montaña que está enfrente). Pero... ¡tranquilo! Eso es al día siguiente, ahora toca descansar, disfrutar de la buena gastronomía peruana y de Aguas Calientes, un pueblo excesivamente turístico y concurrido pero muy bonito.

Al día siguiente, Para subir a las ruinas puedes ir en bus o hacerlo a pie, si lo haces a pie puedes tardar una hora yendo despacio, pero el recorrido está bien acondicionado y merece la pena hacerlo con calma (es todo cuesta arriba) por lo bonito que es. Luego, para bajar a pie se tarda media hora, así que calcula bien el tiempo para disfrutar al máximo de una de las 7 maravillas de la Humanidad.


6. Hacia el destino final, Lima.


Perú es un país de contrastes. Tiene el área de altiplano andino al Este, el desierto en el centro, la selva al norte y el mar al Sur. También es un país de contrastes sociales, zonas muy humildes en todo el país y la más desarrollada en Lima.

Los ómnibus pueden ser buenos y malos según la compañía. A mi me tocó de todo, el malo sin aire acondicionado a pleno sol... y después uno de los mejores en los que he viajado de noche. Con cena, peli y manta!

En la ruta por carretera de Cuzco a Lima podrás visitar lugares extraordinarios que te dejarán huella, como un oasis en el desierto: Huacachina y las famosas líneas de Nazca, que se pueden observar desde el aire haciendo un tour en avioneta. 

Como siempre, la ruta es una guía de lo que puedes visitar en estos países, pero todo depende del tiempo del que dispongas. ¡Hasta el próximo viaje!


Cusco Perú
Cusco (Perú)



Haz clic en el cuadro de la parte superior izquierda del mapa para elegir las capas que deseas ver.